Comunidad

Atrás

Colaboradores unidos por “Un solo corazón”

La sede celebró la Semana Eudista.  

 

La comunidad universitaria vive como uno de sus fundamentos la espiritualidad eudista. Herencia dada por la presencia de los sacerdotes de la congregación de Jesús y María en la construcción de nuestra institución, y establecida bajo el objetivo en la Obra Minuto de Dios (OMD) de “Dar gloria a Dios”, con la dimensión celebrativa dentro de la vida de los que pertenecemos a esta comunidad académica.

 

San Juan Eudes fue el fundador de la Congregación de Jesús y María, nacido en Ri y perteneciente a la comunidad del Oratorio. Fue un santo entregado a la evangelización, la misión y la formación, carismas que impregnó en su comunidad y en los religiosos, así como laicos allí formados.

 

En Colombia y en el mundo es distinguido como padre, doctor y apóstol del culto a los sagrados corazones de Jesús y de María por su labor de creación, de permanente escritura, estudio y evangelización. Hoy, es quien nos motiva a conocer el amor de Jesús y de María como una fogata de amor que arde por la humanidad y nos invita a que nuestra vida se haga en un solo corazón, continuando la obra que realizó Jesús en la tierra.

 

 

La Congregación de Jesús y María, representada en la figura del Padre Rafael García Herreros Unda, ahora en la provincia del Minuto de Dios y constituida por los fundadores de la -OMD-, nació impregnada con la espiritualidad propia de los eudistas. Es por esto, que nos alegramos de la fiesta de San Juan Eudes, que se celebra cada 19 de agosto por la Iglesia católica, en conmemoración de su muerte en 1680.

 

En marco de la celebración, la comunidad de la Sede UNIMINUTO Virtual y a Distancia tuvo la oportunidad de participar en el concurso “Un solo corazón”. Espacio lúdico (virtual y presencial) de reflexión y apropiación de algunos elementos de la espiritualidad y de la historia de San Juan Eudes, que tuvo como cierre en la Zona R de la Sede, la participaron de cerca de 40 colaboradores, conociendo de otra manera a nuestro patrono.

 

 

Los ganadores del concurso fueron premiados, llevándose además de recuerdo por la semana eudista, el llamado de servicio a los más necesitados, de amor hacia la humanidad como Jesús lo promulgaba, y de obrar siempre con la verdad. Motores fundamentales para la construcción de nuestra espiritualidad, reconociendo que el transcender está en el momento que salgo de mí yo, y me doy al otro.

 

Agradecemos a todos, los que nos pudieron acompañar en esta semana y así como el nombre del concurso movernos como “Un solo corazón”.

 

Manuel Mejía

Profesional de Pastoral.